Vínculo- Dependencia

Es importante entender que un vínculo afectivo positivo o seguro es lo contrario a la dependencia, es el que da la seguridad básica que nos hace autónomos. Vínculo y dependéncia son opuestos, no complementarios. El vínculo garantiza los cuidados y la seguridad al niño para explorar el mundo y establecer nuevas relaciones que, dada su experiencia previa, anticipará como positivas. De ese modo construirá su autonomía personal.




Sin embargo si el bebé no se siente seguro, empleará todos sus recursos en buscar esa seguridad y bloqueará su desarrollo. Sólo proporcionando al bebé una fuente de seguridad en las figuras parentales que han establecido vínculos afectivos positivos con ellos se le posibilita una exploración real afectiva del mundo, y a través de ella su desarrollo cognitivo y social.

Las características que definen un vinculo afectivo son la implicación emocional, el compromiso en un proyecto de vida con continuidad, la permanencia en el tiempo y la unicidad de la relación.
Los vinculos afectivos son personas que han constituido un vínculo con el niño o niña en las que han invertido sus propias emociones, que han cultivado durante tiempo y con la que se han comprometido generando un proyecto común de relación. Este proceso les ha convertido en personas únicas e insustituibles, en referentes de desarrollo para el niño o la niña. Cada persona es diferente, con cada persona construyen un mundo de significados distinto....
Pepa Horno- Tener una família

No hay comentarios:

Publicar un comentario