La confusión...


La confusión es un paso hacia la claridad. El miedo es el principio de un cambio inteligente. El dolor es la puerta hacia una inefable compasión y creatividad. La ira es una expresión rebosante de vida.


La frustración es una antigua enseñanza acerca del control y la rendición. Los celos nos muestran la capacidad que tenemos de amar, recordándonos la violencia que retumba bajo la aparente calma.

Todas las emociones son maestros espirituales increíblemente inteligentes - son el misterioso lenguaje que poco a poco estamos recordando.

Jeff  Foster





 

No hay comentarios:

Publicar un comentario